• Daniel Sachi

Organizando la toma de decisiones en equipo



Está comprobado que el consenso suele ser fundamental para tomar mejores decisiones, pero, si bien muchas de las decisiones que tomamos a diario son bastante simples, algunas no lo son tanto.


Estas decisiones pueden implicar la asimilación de una gran cantidad de información, la exploración de muchas ideas diferentes y el aprovechamiento de muchos aspectos de la experiencia.


El caso es que, las consecuencias de una decisión correcta o incorrecta, pueden ser profundas para el equipo y la organización.


Entonces, ¿deberían los líderes ser más decisivos, pensar los problemas por sí mismos y tomar medidas firmes sin consultar con su equipo?


No hay una respuesta única y depende de diversos factores.


Lo cierto es que, en la práctica, existe un límite en la cantidad de información que una persona puede procesar y un límite en la cantidad de perspectivas que puede ver, por lo tanto, hay muchas decisiones que necesitan la participación total del grupo para explorar la situación, proporcionar información y tomar una decisión final.


Como probablemente hayan visto en la vida de las organizaciones, los grupos a menudo pueden tomar mejores decisiones que cualquier persona que opere en solitario.


Ésta es una de las principales razones por las que, en las empresas de excelencia, las decisiones importantes se elevan al directorio, el "equipo" en donde finalmente se toman .


Es más, muchas decisiones necesitan la "aceptación" de las personas afectadas por ellas para que se implementen con éxito, y es difícil conseguir esta aceptación si las personas no han participado en el proceso de toma de decisiones.


El problema es que, cuando incorporas a otras personas al proceso de toma de decisiones, necesitas abordar esto de manera diferente.


El enfoque varía dependiendo de una serie de factores que incluyen entre otros: la urgencia, el conocimiento del tema, el impacto y la oportunidad.


Si hay urgencia, no puedes gastar un tiempo que no tienes para llegar a una decisión, por lo que debes regular quienes participan y cuánto tiempo dedicas al tema.


Si no todos en tu equipo tienen conocimiento del asunto a decidir, deberías circunscribirte a los que si lo tienen porque de no hacerlo, las explicaciones del caso te pueden llevar un tiempo precioso, además de estar quitando esfuerzo productivo a otras tareas de las personas que no tienen nada que agregar en la decisión.


Si el impacto para tu equipo es grande, debes aclarar muy bien cuál será y para quiénes en particular, y buscar la aceptación del esfuerzo a realizar, "vendiendo" muy bien el objetivo perseguido.


Por último, si la decisión a tomar es necesaria en un mal momento para el equipo, sea esto por carga de trabajo, o ciertos problemas de relacionamiento entre los miembros por situaciones de estrés, quizás sea conveniente esperar una mejor ocasión para compartir la decisión, o tomarla en solitario si tiene urgencia, preparando una buena explicación para el equipo.


Por supuesto, todo esto requiere de un líder capacitado y experimentado que pueda discernir entre lo urgente y lo que no lo es, conocer muy bien a cada miembro de su equipo para saber cuándo incluirlo, manejar muy bien la comunicación hacia su gente y, por sobre todas las cosas, tener el temple y equilibrio de tomar las decisiones sobre las decisiones a tomar, como corresponde.


#tomadedecisiones #trabajoenequipo #liderazgo #manejodelaoportunidad #sentidodeurgencia #análisisdeimpacto

Argentina     //  Tel: +54 11 4736 4367 / +54 911 3219-3259

Bolivia          //  Tel: +59 1 6848 3033 / 79324524

Guatemala   //  Tel: +50 2 4014 2257

roi_logoweb_blanco_1.png
  • LinkedIn Social Icon
  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Blanco Icono de YouTube
creative_logoweb_blanco.png

Miembro

fundador de

© 2020 por ROI AGILE INTERNATIONAL - Todos los derechos reservados.